Tijeras

Conoce los tipos de tijeras de alta calidad

Por muy elementales que parezcan, las tijeras tienen un rol importante dentro de las herramientas que se emplean en las oficinas y en los hogares. Bien se utilicen para trabajar, para manualidades, para costura o para decorar, es necesario saber elegir unas tijeras de buena calidad. Como todo utensilio merece un mantenimiento adecuado para alargar su vida útil y para potenciar su rendimiento también es oportuno conocer acerca de los tipos de tijeras que existen en el mercado.

Cada corte, de principio a fin, debe ser preciso, exacto y seguro. Por ello, es fundamental conocer con exactitud las partes de las tijeras. Te contamos como va esto:

Las hojas o cuchillas: Por lo general están hechas de acero inoxidable de buena calidad, de esta manera se mantienen afiladas evitando que durante los cortes la tijera se quede atascada en el material que se está utilizando.

El tornillo y la rosca: Esta unión entre las cuchillas es vital. Tanto el tornillo como la rosca deben estar elaborados con los mejores materiales, a la par que deben contar con la mayor precisión posible para evitar que las cuchillas de las tijeras se desgasten o se aflojen mientras se usan.

La empuñadura o mango: Gracias a esta agarradera se puede manipular y manejar las tijeras a la perfección. La ergonomía de sus óvalos debe brindar comodidad y estabilidad en cada corte. Los dedos no deben estar presionados, por el contrario, deben tener suficiente espacio y movilidad al trabajar.

Clasificación de las tijeras

Tijeras ergonómicas: Constan de un sistema capaz de reducir la fuerza mientras se usan. Tienen un diseño cómodo y confortable en la empuñadura para simplificar el trabajo.

tijeras-ergonomica-acero-inoxidable-mango-ergonomico

Tijeras profesionales: Están fabricadas en acero inoxidable y son resistentes a la corrosión o con cuchillas recubiertas de Nitruro de Titanio para brindar una mayor dureza.

Tijeras anti fatiga: Están diseñadas con mangos suaves y confortables para mayor precisión en el agarre.

Tijeras con afilado micro serrado: Este sistema previene que las telas finas como la seda y las fibras se deslicen y se rompan al ser cortadas con las tijeras.

Como recomendación podemos elegir el tamaño de las tijeras conforme sea el tamaño de nuestras manos, es decir, para las manos pequeñas conviene una tijera de hojas cortas y para las manos grandes unas tijeras con hojas largas.

Tipos de tijeras según su usabilidad

Tijeras comunes o castellanas: Están fabricadas en acero de carbono forjado a altas temperaturas. Su mango es recto pero sus hojas son asimétricas, es decir, consta de una hoja puntiaguda y otra hoja redonda conocida también como “punta roma”. Se utilizan en tareas de costuras para cortar las esquinas de las telas o los excesos.

Tijeras de modistas: El material empleado en estas herramientas manuales es el acero niquelado. Se asemejan a las tijeras castellanas pero se diferencian en el mango, pues éstas tienen un mango asimétrico con un óvalo pequeño para colocar el dedo pulgar y otro óvalo mayor para los demás dedos.

Tijeras de sastre: Están ubicadas en el renglón de alta calidad. Como su nombre lo indica son de uso exclusivo para los expertos en materia de sastrería. Sus cuchillas están elaboradas en acero inoxidable o recubiertas por Titanio. El asa forma un ángulo que permite manipular y cortar la tela cuando está sobre una superficie como una mesa, por ejemplo. En el mercado se consiguen en tres versiones: las tijeras de sastra, las tijeras de sastre y las tijeras de sastre americano. Se diferencian entre sí por el grado de inclinación y el largo de sus hojas.

Tijeras de papelería o decorativas: Este tipo de tijeras son utilizadas en labores de manualidades, mayormente en trabajos con fieltro, cartulina, papel y goma Eva. Tienen la opción de recambiar sus hojas con diferentes motivos o diseños como en zig-zag.

Tijeras de aseo: Estas tijeras están hechas especialmente para el cuidado y mantenimiento de la belleza e higiene personal y cumplen un rol específico:

-Las tijeras para uñas: Vienen en un tamaño pequeño y mediano. Sus hojas, afiladas y curvas, terminan en una punta fina.

-Las tijeras para bebés: También son pequeñas pero con las puntas redondas para evitar cualquier daño en la piel del pequeño.

-Tijeras para el bigote: Facilitan que el corte del vello en el rostro sea más preciso.

-Tijeras para la nariz: Ayudan a cortar fácilmente el vello que sobresale en los orificios nasales.

Tijeras de jardinería: Normalmente vienen en tamaños pequeños y medianos, con filos largos o cortos, según las dimensiones que tenga la planta a podar.

Tijeras de cocina: Son empleadas tanto en el sector doméstico como en hoteles y restaurantes.

Tijeras quirúrgicas: Son tijeras adaptadas y especializadas en el área de la salud. Son fabricadas en acero inoxidable y siempre deben estar esterilizadas.

Recomendaciones para su mantenimiento

Las tijeras que se utilizan en actividades de índoles laborales, domésticas o decorativas requieren un mantenimiento sencillo: basta con limpiar las cuchillas y la empuñadura con un paño suave y seco para luego proceder a guardarlas dentro de una funda o bolsa.

Mira cómo afilar unas tijeras

-Toma un recipiente de cristal, preferiblemente que tenga un cuerpo o cilindro liso como el de una botella o un jarrón. Sujeta la botella y colócala dentro de las cuchillas de las tijeras, presiónala como si cortaras el vidrio y repite el movimiento según sea necesario.

-Otra opción para afilar esas tijeras desgatadas por el uso constante es tomar un papel lija, doblarlo, dejar el borde áspero hacia fuera y colocar las tijeras sobre la lámina. Frota las tijeras varias veces hasta lograr un afilado perfecto. Intenta también cortando tiras de ese papel lija, mientras más tiras hagas más afilada estará tu herramienta.

 

-El papel aluminio o la lana de acero funcionan como sustitutos del papel lija –en caso de no tenerlo– pero realizan la misma tarea: dar un buen acabado en cada corte de las tijeras. Este método es similar al anterior, solo tienes que frotar el borde de la tijera contra el papel.

-La técnica más común es utilizar una piedra afiladora puesto a que las tijeras permanecen afiladas por mucho más tiempo. La piedra debe estar ubicada en una superficie seca y plana, humedécela con aceite especial y procede a deslizar las tijeras sobre la roca realizando movimientos suaves y constantes. Repite este procedimiento tantas veces sea necesario.

-Otra técnica seria con un simple alfiler que siempre se puede tener en casa, os dejamos un video para que veáis como.

 

 

Cutter y tijera: siempre útiles

El cutter y la tijera son herramientas de corte que han facilitado la realización de manualidades y otras tareas del hogar y la oficina, estando presentes en cada área de trabajo.

Descubre por qué estos instrumentos se han hecho tan populares desde su creación, cómo fueron elaborados, sus principales características y los distintos usos que se le pueden dar en la actualidad.

El cutter es cómodo y efectivo

Esta herramienta está diseñada con un mango plano, simple y económico, de aproximadamente 2,5 cm de ancho y de 7,5 a 10 cm de largo, fabricado con metal o plástico. Lo más curioso que tiene es que está fabricado con hojas corredizas, así como lo lee, que da la posibilidad de retirar la navaja cuando esta pierde el filo y consecuentemente utilizar la navaja que le sigue.

También trae la comodidad de poder ajustar el punto donde sobresale la cuchilla a gusto del usuario, así se puede ahorrar un momento engorroso con este instrumento.

Algunos cutter, o exactos, emplean cuchillas estándar, otros están hechos para una finalidad en particular como cortar vidrio o linóleo. En su mayoría usan hojas de doble filo.

Este cuchillo de hoja retráctil, pre-cortada en tramos o segmentos de longitud fija fácilmente desprendibles a la hora de reemplazar un tramo gastado por otro nuevo, fue inventado por el empresario Yoshio Okada en 1956, japonés que luego instaló su empresa Olfa responsable de fabricar los primeros estiletes.

El cutter no solo facilita la tarea de cortado, sino que brinda a cualquier compañía de mayor tranquilidad al saber que los instrumentos que están utilizando no son tan arriesgados como para generar una baja en la productividad. Por otro lado el cutter resulta más barato en comparación con otras navajas, ya que además de su hoja retráctil pre-cortada está diseñado para utilizar cuchillas de repuesto. Todo dependerá de la cantidad del uso que reciba y de la magnitud de las tareas donde sea aplicado.

Versátil en sus usos

Cuando el cutter o estilete salió al mercado sin duda revolucionó las labores de corte en la industria del empaque, gráfica, del cuero, textil, eléctrica, de la construcción, alimenticia, de la artesanía y cualquier actividad que necesitara la apertura de cajas de cartón, bolsas, la ruptura de envoltorio y el corte de paneles de yeso.

En la actualidad inclusive lo podemos ver como una de las herramientas fundamentales para cortes precisos en manualidades, como es el caso para el corte en una madera balsa para hacer un pequeño arreglo de recuerdo. Según el grosor que presente la cuchilla del cutter este puede ser capaz de efectuar cortes en papel, plásticos, cuero y madera. Por otro lado esta navaja puede presentar dos anchos, o de 9mm o de 18mm.

El cutter es tan versátil que se presta para ser útil en carpintería, para diseños sobre madera, ángulos, para quitar asperezas, cortar fórmicas o materiales de forro fino. También se aplica en tareas de electricidad tales como el cortado de cables, hasta para pelarlos, cortar tubos de plástico o canaletas, o para abrir cajas de luz. En lo que se refiere a las manualidades es útil para realizar corte en telas, cartulinas, gomas, corte de papel, corte o para afilar palitos, corte de lana, corte de papel celofán, en los papeles de charol, entre otros. Generalmente se puede ver el cutter en las industrias gráfica y textil, así como de uso común en los almacenes, y difícilmente podrá faltar en una oficina o en la caja de herramientas de una casa.

Precaución al momento de su uso

Al momento de usar el cutter ten cuidado de no presionar mucho la cuchilla durante el corte, ni pasarla muy rápido ya que corre el riesgo de rayar la mesa sobre la que se esté trabajando y el otro peligro que puede correr es que la hoja de la navaja se rompa. Es importante revisar el ángulo de corte según la precisión y el material que se vaya a cortar. Tampoco es recomendable doblar la hoja de acero ni sacarla de su vaina protectora más de lo debido ya que corre el riesgo de partirse, y ya podrá imaginar la magnitud de ese peligro.  No sobra decir que es recomendable tener cuidado durante la manipulación del cutter para evitar cualquier corte en las manos o en otras partes del cuerpo. Por otro lado es importante volver a guardar la cuchilla retráctil hacia adentro al terminar de utilizar el cutter, es mejor prevenir un accidente por más leve que pueda resultar.

Otras alternativas para evitar un accidente con un cutter es evitar utilizar aquellos que sean de fabricación casera, ya que no compagina con del diseño del estilete ideal para evitar un percance. También se recomienda evitar el uso de estas herramientas que tengan la hoja mellada, y tampoco deben tener el mango deteriorado, ya que el buen dominio de este instrumento se logra justamente por un buen sostenimiento que se tenga por el mango de mismo, así el corte será más preciso.

Por último, el cutter ofrece más tranquilidad para abrir flejes o cuerdas de paquetes o cajas ya que asegura que no se afectará ningún artículo que se encuentre en su interior. Ideal para abrir flejes y cuerdas. Pon en tu mano un guante algo grueso y usa con tranquilidad esta herramienta que te permitirá los cortes más precisos y limpios que deseas.

Tijera: uno de los mejores inventos

Una de las herramientas más mágicas todos tenemos en el hogar y en la oficina es la tijera. Es tan vieja como la historia de la humanidad y siempre está dispuesta a servir para cortar materiales sencillos como el papel.

Está diseñada con dos cuchillas de acero que giran alrededor de un eje común, y donde se sitúan dos filos, además en su otro extremo viene con unas agarraderas con dos aberturas por los que el usuario puede introducir los dedos para tener mayor control sobre el corte.Su mecanismo es sencillo. A través de su sistema de eje el usuario puede abrirla y cerrarla, permitiendo así que al pasar una hoja entre sus cuchillas, con la tijera abierta, y al realizar la presión desde el mango las cuchillas se cierran y se efectúa el corte. En cuanto al uso de la tijera, por su extremo con cuchillas no se deja que sea un instrumento cercano a los más pequeños de la casa por el peligro a que se efectúe un corte.

Un poco de historia de las tijeras

Existen pruebas de que desde la antigüedad ya se hacía uso de la tijera. En la era del bronce ya utilizaban rusticas tijeras en forma de C y que permitían el corte de pieles y cabellos. Eran elaboradas de una sola pieza de bronce.

tijera antigua

Algunos historiadores son partidarios que la tijera como tal en el principio no era utilizada para el corte de pieles sino los cuchillos, sin embargo con la evolución de este instrumento con los siglos hizo posible la diversificación de su aplicación.

Cuando los arqueólogos profundizaron sobre los griegos y romanos encontraron que estos fabricaron también tijeras y que las utilizaban para corte de pelo, el esquilado de animales, poda de árboles y corte de tejidos. Por evidencias encontradas en la ciudad de Elche, en España, se pudo conocer que las hacían de bronces y de hierro. En la actualidad una tijera de hierro lo más probable ensucie un papel blanco al momento de efectuar el corte.

Otro de los usos que recibió la tijera a lo largo de la historia fue como implemento fundamental en el tocador de las mujeres romanas, esto quedó como evidencia al ser encontrada entre los objetos de ajuar funerarios de tumbas griegas y romanas.

Avanzando en la historia, para el siglo XIV la tijera evolucionó hacia la forma con la que es conocida en la actualidad con su pasador entre ambos brazos de la cuchilla. Para 1418 se conoce de tijeras diseñadas con incrustaciones de nácar y pequeñas pedrerías, las cuales eran guardadas en escuches muy ricos de las mujeres de la corte.

En el S.XVII se generalizó el uso de las tijeras y empezó a emplearse el acero en su construcción. Gracias a la evolución de este instrumento ya los más pequeños pueden hacer uso de él gracias a su punta roma en forma redondeada que reduce el riesgo de algún corte en el infante.

Variedad de tijeras

Gracias a la evolución de la tijera su uso se convirtió en un hecho versátil. La podemos encontrar especialmente diseñada. Un buen ejemplo de esto es que la más grande y rústica de las tijeras la podemos ver aplicada en la jardinería, mientras que la más delicada y a la vez filosa de ella es utilizada en la peluquería para el corte de cabello, igualmente en cocina, costura, enfermería, y hasta tijeras especiales para cirugía.

Rate this post

Be the first to comment on "Tijeras"

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*