Las pizarras y sus detalles y curiosidades

¿Pasar o borrar?

En cada espacio escribimos historias y en los procesos de aprendizaje más. Las pizarras se han convertido en los sitios de construcción de conocimiento perfecto para grandes y chicos. Las pizarras desde las clásicas hasta las más tecnológicas se han adaptado a las necesidades de distintas generaciones y han servido para explicar siempre de manera más visual y desde el ejemplo el conocimiento que requiere mayor profundización o es más complejo.

¿Que son las pizarras?

Las pizarras son la forma tradicional de tareas tan importantes como facilitar el trabajo grupal, reforzar el desarrollo lingüístico, fomentar la creatividad o plasmar las ideas para darles forma, es la mejor forma de verbalizar nuestros pensamientos y exponer a los demás para que los comprendan.

Hay varios tipos de pizarras, y muchos recuerdan las de tiza y otros ya han abordado las más tecnológicas que con solo un clic o un sensor de movimiento ejecuta los diferentes comandos.

¿Cuáles son las más usadas actualmente?

Hay muchos tipos aún en coexistencia, pero entre las más sonadas en la actualidad está la pizarra digital interactiva, que consiste en un computador conectado a un video proyector y que proyecta la imagen de la pantalla sobre una superficie, que es contralada desde el equipo por el usuario, asimismo, puede hacer ajustes o anotaciones manuscritas sobre cualquier imagen proyectada, imprimir, guardar y hasta exportarlas en distintos formatos que se requiera.

En la actualidad, los medios digitales han tenido un gran poder en la educación, y este tipo de pizarras ayuda en función de los distintos tipos de alumnos y la cantidad de recursos necesarios, ya que no es lo mismo, las necesidades que tienen los niños de preescolar a los estudiantes universitarios.

Existen varios tipos de estas pizarras, inicialmente están las pizarras digitales interactivas de gran formato, ideales para cuando el profesor o líder que presente realiza las anotaciones en la superficie de proyección.

Otra de las opciones de este tipo, es la pizarra digital portátil, es similar al modelo anterior pero se puede mover a cualquier lugar del aula o la sala de reuniones. En cuanto a la proyección, se podrá hacer en una pantalla estándar o también en una tela blanca o la pared. Se usa para las anotaciones un lápiz electrónico parecido a las tablas tradicionales. Con solo el uso de internet, el docente no requiere video proyector, puede de hecho realizar material previo o ejercicios y ejecutar la clase a distancia si lo desea.

Si nos enfocamos en la tecnología, también este tipo de pizarras se pueden clasificar en pasivas o táctiles, que están creadas con una membrana sensible al tacto y si manejan con el uso de los dedos o un rotulador. Aunque hay que tener cuidado con el uso de este último, ya que los expertos consideran que en muchas ocasiones afectan la pizarra o dejan huellas permanentes.

Pizarras electromagnéticas

utilizan este tipo de tecnología de digitalización para proporcionar una alta resolución, velocidad de transmisión y facilidad y calidad en las anotaciones. Si tecnología es una de las más robustas, su superficie de trabajo es de fácil limpiado, admite uso de rotuladores de borrado en seco, pero se requiere siempre un proyector. También hay que destacar que existen accesorios y herramientas externas a las pizarras que pueden mejorar o acercar la experiencia digital a través de algunas plataformas y se pueden comprar de manera independiente.

Por otra parte, no podemos dejar de citar en estas clasificaciones de opciones, una de más reciente aparición, los sistemas de posicionamiento basado en infrarrojos dentro del proyector. Edson y otras grandes marcas han desarrollado esta opción que consiste en un sensor por infrarrojos que capta el punto en el que el lápiz electrónico emite la señal cuando toca la superficie en que se está proyectando. La propuesta es totalmente independiente e integra el sistema en el propio proyector por lo que no hay ningún elemento adicional que sumar a la pizarra y ésta puede ser convencional. Lo negativo de esta opción es que el software de autor suministrado por el proyector es independiente y sus prestaciones son limitadas como para poder usarse como una pizarra digital interactiva.

Ventajas que no se borran fácilmente…

Son muchas las ventajas y bondades que tiene el uso de estas pizarras electrónicas y a los docentes les anima la posibilidad de integrar todas las bondades que arrojan las nuevas tecnologías en los procesos de enseñanza aprendizaje. La pizarra digital es siempre más fácil de utilizar, propone en los casos de conexión a internet, una fuente abundante de información multimedia e interactiva disponible en tiempo real en el salón de clases. La inmediatez también es otro de los factores que suman puntos a este recurso.

Asimismo, propicia el dinamismo, la vistosidad y el uso colectivo de los canales digitales (chats, correos electrónicos, debates online, etc). Los alumnos y asistentes a la exposición podrán ver avances en vivo de recursos e información en directo y que luego podrán profundizar en la red. Además de abrir una ventana para nuevas experiencias y posibilidades metodológicas para los profesores.

 ¿Y la pizarra Blanca?

La pizarra de tiza y la pizarra blanca aún están presentes en las aulas de clase, sobre todo estas últimas, que son descritas como tableros rectangulares de color blanco que utilizamos principalmente para dibujar, graficar o escribir con un marcador o rotulador cuya tinta se borra con facilidad.

Aunque aún muchos defienden la pizarra de tiza, por su economía y practicidad, hay que estar claros que una de sus principales desventajas es que ensucia significativamente el área donde opera y la tiza libera polvo que puede ser molesto incluso perjudicial para la salud respiratoria de alumnos y docentes.

Por el contrario, las pizarras blancas usan marcadores más higiénicos y prácticos que se pueden limpiar sin dejar huella. Fue inventada por Martín Heit, en la década de los 50 pero se popularizó 40 años después. Su inventor, un fotógrafo coreano, se le ocurrió la brillante idea en el cuarto oscuro mientras revelaba sus fotografías.

Heit se dio cuenta que podía usar un marcador sobre la película de los negativos y con un paño húmedo posterior borrarlo fácilmente. Él consideró que podría hacer esto en su casa sobre su muro para poner los recados telefónicos. Ya en 1960 las primeras pizarras blancas salieron al mercado, pero eran percibidas como muy costosas y no tuvieron el éxito inicial esperado. Fue en la década de 1990 cuando comenzaron a usarse de forma masiva motivado por temas de salud docente, ya que se demostró que al respirar tiza durante muchos años los profesores estaban expuestos a complicaciones respiratorias.

Y al momento de borrar la pizarra

Definitivamente en la actualidad y principalmente en las universidades y salas de reuniones de las empresas o en las agencias de creativos, las pizarras blancas se han convertido en un instrumento de importancia.

Lo que si hay que tener en cuenta es que si está ubicada en un salón de clases, debe estar instalada en una altura significativa para ser vista por todos los participantes, es recomendable evitar que los reflejos de luz le impacten directamente para no dificultar la visión de los participantes cuando se escribe o se lee alguno de sus contenidos, al igual que cuidar que la escritura sea legible y respetando las normas gramaticales y de ortografía.

Para la limpieza y buen mantenimiento de estas pizarras se recomienda usar los marcadores adecuados para las mismas, limpiar con un paño húmedo de agua tibia y luego uno seco para eliminar los residuos de vez en cuando. Si por error se usó un marcador permanente, la recomendación es que escriba sobre la escritura con un marcador de borrado en seco y luego borra de nuevo, y listo, en la mayoría de los casos habrá desaparecido. Se persiste el problema, humedezca con alcohol un paño limpio y seco, limpie la superficie afectada con movimientos circulares hasta remover los residuos del marcador permanente, enjuague con agua limpia y seque con un paño limpio. De ser necesario, podrá repetir este procedimiento.

De que esta hecha la pizarra

Material de las pizarras blancas

Las pizarras blancas esta fabricadas en materiales que permiten escribir o dibujar con lo marcadores o rotuladores, pero sobre todo permiten el borrado fácilmente. Como ya indicamos en este otro articulo el primer material fueron los negativos de una foto, Dri Mark fue quien utilizo un panel de acrílico blanco. Estos paneles se enmarcaban en madera o materiales organicos otros en metal y este esta cubierto de esmalte o porcelana, hacerlo en metal dota al panel blanco de ser ademas un panel blanco magnético. Hoy en día casi cualquier material se puede convertir en una pizarra blanca, ya que venden pintura que se puede aplicar a casi cualquier superficie y así la conviertes en una pizarra blanca.

Material de las pizarras verdes

En un principio estaba hechas de piedra pizarra, luego se fabricaban en un panel de madera pintado con la pintura especial verde.

Pizarras verdes, la mejor alternativa para la enseñanza

Las pizarras verdes son, por excelencia, las más conocidas y utilizadas en colegios, academias, oficinas y hogares de todo el mundo. Esto, a pesar de que la tecnología ha llegado a nuestras vidas y, con ella, modernas alternativas como las pizarras blancas, electrónicas o digitales interactivas.

Si bien el mercado cuenta con nuevas opciones de avanzada igual de prácticas y eficientes, las tradicionales pizarras verdes no han perdido del todo su vigencia, estando aún disponibles al público en páginas de Internet tan importantes para la compra y venta de productos como FasaWorld, por su puesto que con tamaños, modelos y precios diferentes.

Por ser cómodas y, sobre todo, resistentes y duraderas es que mantienen y mantendrán presencia por muchísimos años más, aunque sea como elemento decorativo. Y es que como dato curioso, padres e hijos quienes han tenido oportunidad de asistir al mismo colegio han usado la misma pizarra color verde. Y, claro está, es altamente probable que sean aprovechadas por muchas generaciones más.

Además, sobre ellas se puede escribir a través de unas pequeñas barras hechas de yeso llamadas tizas que son blancas en su mayoría; sin embargo, es posible encontrarlas en todo tipo de colores perfectas para los gráficos o los dibujos, lo que ha hecho más amenas y alegres las clases con los peques.

Ahora, si quieres conocer un poco más acerca de esta superficie de escritura creada a principios del siglo XX y utilizada comúnmente para la docencia, será necesario que leas a continuación:

Tipos de pizarras verdes

Entre los tipos más comunes están:

  • Con marco de acero vitrificado
  • Con marco hecho de madera de pino
  • Con marco hecho a base de aluminio
  • Con marco fabricado con fibra
  • Con semibrillo
  • Pizarrones

Las grandes ventajas de estas pizarras

De las pizarras verdes se conocen algunas ventajas, las cuales las han mantenido como una de las favoritas en instituciones educativas o en la casa. Algunas de estas pueden ser las siguientes:

-Son eficaces: Cumplen con la función para la que fueron diseñadas; es decir, escribir y dibujar, dejando como resultado grandes enseñanzas. Algunos docentes destacan sus beneficios y, aunque la tecnología ha sido bastante amigable con el mundo contemporáneo, estas no dejarán de ser para ellos una alternativa.

-Son robustas y duraderas: En los salones de clase donde todavía existen cuentan con un gran tamaño y, por eso, también se le conocen como pizarrones. Rara vez verás una de estas con grietas o rotas, por lo que su resistencia y durabilidad le han dado un punto a favor. Si se le da el uso adecuado y se le conserva muy bien, seguramente durará por años.

-Son limpias: A pesar del polvo que desprende la tiza tras cada trazado, lo que podría incidir un poco en la salud, los pizarrones color verde son por lo común bastante limpios. Bastará solo pasar un borrador o, mejor aún, un paño humedecido para dejarlo como nuevo.

­-Para cualquier tarea: Aunque normalmente son utilizadas en colegios, escuelas o academias, también puedes tenerlas en compañías y hasta en tu propia casa. Si quieres reforzar algunas asignaturas con los niños y no tienen suficiente espacio en el hogar, es ideal un pizarrón verde de poco tamaño.

También, hay modelos portátiles que se ajusta perfecto a las necesidades de los más chicos de la casa, quienes disfrutan de dibujar y rayar.

Del clásico negro al verde convencional

Sin duda alguna, las pizarras representaron un elemento formidable para la enseñanza en colegios e instituciones educativas. Tras su creación, hasta las pequeñas escuelas en diferentes aldeas de todo el mundo contaban con una de ellas, aunque al principio eran de color negro.

Como todo, el invento empezó a ser objeto de estudios hasta demostrar que el negro disminuía considerablemente la concentración y, al estar sometido a la luz solar, generaba deslumbramientos. En tal sentido, a principio del siglo XX dieron al traste y convirtieron la clásica pizarra negra en la actual y tradicional pizarra verde.

Los principales experimentos aparecerían para 1960, cuando se ideó la posibilidad de hacer pizarras pintadas con esmalte de color verde. A partir de entonces, fueron los propios maestros quienes se percataron que este nuevo color garantizaba mayor comodidad visual a los alumnos, al momento de estudiar.

A pesar de todas las ventajas que representaba, por el polvo que generaba tras el uso de la tiza se pensó ir más allá, buscando en los pizarrones blancos una alternativa mucho más segura y limpia.

Sin embargo, todavía es posible encontrar pizarras verdes en algunos colegios, ya sea para recordar lo que algún día representaron o, sencillamente, porque aún son bastante útiles a docentes o exponentes.

¿Para qué se utilizan?

Definitivamente, las pizarras verdes cumplen con muchas funciones y entre las más comunes destacan:

-Ya lo hemos dicho. Su principal uso está en la docencia. A pesar de ello, este tipo de pizarras convencionales permiten un mejor cumplimiento de los objetivos. No en vano, muchas tiendas especializadas las tienen en venta.

-Puedes tenerlo en la casa o en el cuarto de los niños. Son ideales para escribir listas de cosas por hacer que ayuden a la organización del hogar; pero, para entretener y ayudar a los pequeñines con sus tareas.

-Aunque no lo creas, muchas oficinas han optado por el método tradicional, teniendo como herramienta las pizarras verdes. Tal vez, no han visto en otros modelos una alternativa que se ajuste a los requerimientos.

Conclusión

Seguramente, mientras lees este artículo te habrás acordado de esa fascinante época de estudiante, en la que aprendiste matemáticas, historia, geografía o cualquier otra asignatura con ayuda de una herramienta súper eficaz como lo ha sido, y quizá lo sigue siendo, la pizarra verde.

Actualmente, están disponibles en diversos precios y diferentes tamaños. Hay para todos los gustos. Desde pizarras par poder pegar en paredes, techo  o muebles, pizarras con caballete para poner ofertas o menús de un bar, pizarras de bloc de papel, tableros de pizarra mixtos con pizarra y corcho, terciopelo y magnético, imanes para pizarras magneticas, pizarras con la superficie vitrifica, estas pizarras tiene la característica de poder limpiarse de una forma muy rápida y cómoda y pizarras de planinnigs, estas son ideales para tener las planificaciones semanales o diarias a la hora de hacer los briefing.

Recuerda que además de prácticas y funcionales, están a muy bajo precio por lo que adquirirlas resultaría una excelente decisión. Si aún lo pones en duda, te invitamos a hacer solo una pequeña evaluación del producto.

Ademas de tener pizarras verdes en nuestra pagina web puedes encontrar material de oficina barato con mas de 30.000 productos en los que destaca la gran cantidad de productos que tenemos de papelería.

¡Ya verás que no te vas a arrepentir!

¿Qué son las pizarras electrónicas y en que se diferencian de las pizarras tradicionales?

Las pizarras electrónicas son grandes monitores blancos conectadas a un ordenador que proyecta la imagen sobre ellas, las pantallas se pueden colgar de la pared o en un soporte con ruedas. La conexión puede ser de tres formas ; por USB, cable o wifi.

Las mas modernas tienen un disco duro propio y por tanto no requieren  de una conexión directa con el disco duro de otro ordenador.

El objetivo de las pantallas  es poder dar la clase y así crear cursos mas dinámicos e interactivos, la pantalla tiene toda la funcionabilidad del ordenador y a su vez cumple todas las funciones de la pizarra tradicional.

Las pizarras electrónicas comenzaron a usarse con el teclado y el ratón del ordenador, pero hoy en día son táctiles pudiéndose utilizar con lapides adaptados o algunas incluso con el dedo como el las Tablet. Para escribir a mano existen aplicaciones para ello, la mayoría despliegan un teclado en pantalla, también podemos usar un teclado inalámbrico.

Hoy en día, existen unos adaptadores especiales que convierten cualquier superficie rígida sobre la que se pueda proyectar en una pizarra digital.  Son unos pequeños aparatos que se conectan al ordenador y un proyector, se adhieren sobre la superficie en la que proyectar y se calibran con su propio lápiz táctil para que puedan ofrecer las mismas soluciones que la pizarra digital tradicional. Estos dispositivos suelen ser más económicos que las pizarras digitales normales y permiten tener pizarras digitales donde se necesiten sin tener que realizar un desembolso importante en infraestructura tecnológica.

¿Por que son mejores las pizarras electrónicas?

Las pizarras electrónicas permiten disponer de un entorno multimedia e interactivo para dar clase, con una pizarra electrónica los profesores pueden grabar y reproducir los temarios, imágenes, búsquedas de internet. Esto permite planificar clase mas dinámicas e interesantes para los alumnos. Según numerosos estudios se producen mejores resultados académicos.

Pizarra blanca o pizarra electrónica: cuál de las dos es la mejor opción

Las pizarras blancas y las pizarras electrónicas son herramientas indispensables en colegios y universidades, salas de juntas y también en el hogar, en vista de que permiten hacer anotaciones importantes sobre ideas o tareas que tengas que realizar. Son utilizadas para las clases magistrales o, sencillamente, para labores más cotidianas como la organización diaria en casa.

Ambas, disponibles a través de nuestra página en Internet FasaWorld, han sido por muchos años de gran utilidad, pues a diferencia de una agenda u otra herramienta digital, que también representan una excelente alternativa hoy en día, te permite tener mayor claridad y detalles de lo que tienes pendiente por hacer, con solo echar un rápido vistazo.

Ahora bien, si quieres saber más sobre estos maravillosos objetos, lee a continuación:

Pizarra blanca, ideal en colegios, empresas y el hogar

Se trata de un tablero de forma rectangular, obviamente de color blanco, disponible en diferentes tamaños, según el uso que quieras darle. Obligatoriamente, se necesitan de marcadores para escribir o hacer cualquier anotación sobre ella.

Además, es una herramienta sumamente importante en colegios, academias y universidades; aunque es posible tenerlas en casa adheridas en la pared o puestas sobre una base o atril, perfecta, por ejemplo, para anotar las tareas pendientes y citas semanales y, tal vez, para reforzar conocimientos escolares con el peque de la casa.

Las hay de diferentes tipos:

-Pequeñas: Son, sobre todo, de uso doméstico. Ideales en el hogar para recordar listas de tareas durante el día o la semana; pero, además sirve para ayudar a los niños con sus deberes.

-Grandes: Utilizadas en los colegio para enseñar diferentes asignaturas o en las grandes corporaciones para presentar y explicar nuevas ideas.

-Con pentagrama: Utilizadas en las academias de música, sobre la que se puede escribir y borrar las veces que sea necesario sin que para ello debas dibujar a cada momento las líneas del pentagrama.

-Con rollo: Para quienes no deseen hacer agujeros en las paredes, este tipo de pizarra blanca es fenomenal. Lo único que debes hacer es despegar la película que cubre la parte adhesiva y luego pegar en la pared.

Una de las ventajas es que algunas son imantadas o magnéticas, por lo que puedes adherir imanes y otros objetos a base de metal como reglas.

Además, puedes escribir sobre ellas con marcadores negros, de colores llamativos y, por qué no, fluorescentes que puedes eliminar muy fácilmente con borradores especializados para este tipo de pizarras.

Muy importantes es que vienen con marco de madera o metal, perfectamente elaboradas para garantizar su durabilidad. Sin lugar a dudas que esta es una opción económica que puedes considerar a la hora de tomar una decisión de compra.

Pizarra electrónica, una excelente opción

Una alternativa actualizada, moderna y bastante práctica es, sin duda alguna, la pizarra electrónica. Por su puesto, se trata de una opción muy utilizada en los últimos tiempos, que por sus características y cualidades es tan útil tanto en universidades y academias como en empresas privadas e instituciones públicas.

Básicamente, son hojas de grandes dimensiones enmarcadas en material sólido especial, cuyos laterales están provistos de rodillos con efecto giratorio. Permite utilizar dos caras de la misma hoja, y pasar de una a otra es tan sencillo que bastará con oprimir un botón.

Para escribir sobre ella necesitarás necesariamente de marcadores. Además, en la parte inferior se encuentra un panel con múltiples funciones, ideal para la manipulación de esta pizarra electrónica.

Este panel es parecido a una pequeña caja, en la que en primer lugar encontrarás el botón “play” que acciona el mecanismo giratorio que cambia la hoja de posición. También, está el botón “imprimir” que permitirá grabar en papel tamaño carta el texto o las imágenes plasmadas en la parte frontal de la hoja.

Pero, además puedes ajustar el sistema e imprimir en una misma hoja tipo carta ambas caras del pizarrón electrónico. Toma en consideración que solo garantizará hasta nueve copias en una sola acción. Dentro de la misma caja, hay una pequeña gaveta o compartimiento en la que puedes anexar hojas para la impresión.

Otra gran ventaja es la posibilidad de compartir la información en forma digital. Y puedes hacerlo gracias a un puerto USB, al que podrás conectar la computadora. El sistema será capaz de envía la información que está en la pizarra en imágenes PDF que podrás enviar vía correo electrónico a las personas interesadas.

Tienes que saber que esta función es súper útil para los alumnos u oyentes, ya que en vez de perder tiempo haciendo apuntes en sus respectivas libretas, podrán aprovechar para prestar atención a la explicación del profesor o exponente. Al fin y al cabo, igual dispondrán de la información de forma impresa, a través de dispositivos móviles o, si lo prefieres, mediante un E-mail.

¡Muy importante! Digitalizar el contenido de la pizarra es posible gracias a un sistema de escaneo ubicado en la zona lateral, sí… justamente donde se encuentran los rodillos giratorios.

Aunque en la actualidad hay opciones mucho más avanzadas como las pizarras digitales interactivas, las del tipo electrónico ha significado un increíble invento súper eficaz que a más de uno ha sacado de apuros.

Pizarras magneticas

¿Cómo escoger y qué usos puedo darle a mi pizarra magnética?

Si eres de las personas olvidadizas, si consideras que necesitas mucha más organización en tu vida, o si simplemente te gusta organizar tu día a día de una manera mucho más visual, una pizarra magnética seguramente será tu mejor aliada para que no dejes de cumplir con ninguna de tus actividades, citas o tareas pendientes y lo más importante: en los tiempos estipulados para ello.

A pesar de contar con múltiples agendas y organizadores digitales, nada sustituye a esta maravilla, porque pese a su tamaño, que para muchos puede ser una desventaja porque no es fácil de trasladar a cualquier parte, para otros representa una gran ventaja, ya que visualmente tendrás mucho más claro todos tus pasos a seguir.

Y no es que estamos en contra de la tecnología y mucho menos de las agendas, porque pensamos que también son herramientas muy útiles en tu día a día, solo queremos comentar sobre los beneficios que tiene el hecho de contar con una estupenda pizarra magnética.

Lo mejor de todo es que son borrables y puedes reescribir en ellas las veces que así lo necesites sin tener el molesto polvillo de tiza de las pizarras tradicionales, ya que con la pizarra magnética necesitarás rotuladores (marcadores) especiales para ello que son de tinta no indeleble o que no son permanentes para que puedas borrar.

Este tipo de pizarrones no solo son útiles en tu casa, sino también en espacios como oficinas, salas de conferencias, salones de clases y áreas de trabajo en general ya que su versatilidad así lo permite.

La ventaja es que existen muchos tipos, colores y tamaños, incluso hoy por hoy son utilizadas de manera decorativa, así que si así lo deseas, no tendrás solo un pizarrón sino que dará ese toque chic y glam de buen gusto a tu espacio.

Las puedes conseguir de colores, blancas, sin marco, con marcos de aluminio, con marcos de madera, pequeñas, grandes, medianas, trípticas, cuadradas, rectangulares y con muchas especificaciones más. Incluso, algunas ya vienen hechas tipo calendarios semanales o mensuales para que solo coloques las fechas y las actividades en los espacios dispuestos para ello y otras incluyen sus accesorios como imanes o rotuladores para que no tengas que comprar nada más.

Así que si estás pensando en comprar una, puedes ver en nuestro portal de venta de material de oficina web FasaWorld en donde seguramente conseguirás lo que buscas entre las más de 50 opciones que ofrecemos para ti de pizarras magnéticas.

Lo más importante es que logres encontrar una con la que te sientas a gusto y que además sea de la medida perfecta para tu espacio, no importa si es pequeño o grande, porque como ya te dijimos, las puedes conseguir de casi cualquier tipo y tamaño según tus necesidades.

Mantenimiento de tus pizarras magneticas

La limpieza de este tipo de pizarras es muy fácil en comparación a las tradicionales y no solamente puedes escribir con marcadores, sino que también son útiles para colocar papeles con imanes que puedes ir quitando o colocando como quieras.

Para que siempre estén relucientes es prudente que cada cierto tiempo la limpies con líquidos especiales para ello, pero si no cuentas con esta solución puedes utilizar agua. La idea es que con la ayuda de un trapo suave mojado con el líquido o con agua, puedas frotar la superficie de la pizarra y de esta manera eliminar los residuos.

Una vez que lo hagas no olvides secar bien el pizarrón para que puedas volver a escribir en él y a organizar tu semana o tus días.

Si por alguna razón te equivocaste y escribiste con marcadores permanentes, no te preocupes, hay solución. Existen varias maneras de hacerlo:

  • Reescribe sobre la marca con un marcador de tinta no indeleble, es decir, los que se pueden borrar y que son especiales para pizarras magnéticas. Luego bórralo de la manera en que siempre lo haces y debería desaparecer la marca.

  • Si el primer consejo no te funciona, corre por alcohol, es infalible para ello. Vacía un poco de alcohol en un trapo y frota la pizarra en la marca permanente y así te aseguro que resolverás tu problema de forma más que inmediata.

Si necesitas mas información de como limpiar tu pizarra puedes ver nuestro articulo del blog ¿Como Limpiar una Pizarra? en el que explicamos como realizar la limpieza tanto de pizarras magnéticas como de los otros tipos de pizarras.

Ideas de cómo utilizar tu pizarra magnética

Como ya mencionamos, algunas ya tienen las divisiones creadas de manera diaria, semanal o mensual para que solamente incluyas la información de cómo vas a organizarte, pero si no es el caso, aquí te ofrecemos algunas ideas de las maneras que tienes de utilizarlas:

  1. Escribe todas tus actividades

Puedes hacerlo diariamente para que vayas reorganizando según los cambios que hayan en tu día, lo importante es que trates de no colocar más de lo que puedas hacer. Una buena idea es no excederte de cinco actividades por día para que realmente puedas cumplirlas todas y no postergarlas.

  1. Refuerza tus presentaciones

En caso de que debas hacer exposiciones en tu escuela o presentaciones de trabajo, no temas en apoyarte con una pizarra magnética, pues hará la experiencia de quienes te escuchan mucho más dinámica y lograrás tu objetivo de transmitir un mensaje de forma efectiva.

  1. Úsalas como apoyo visual en la enseñanza

Dicen que el uso de las pizarras hace el proceso de aprendizaje más completo y ameno, así que si eres maestro o estás enseñando a alguien acerca de cualquier tema, utilizar una pizarra magnética te ayudará muchísimo. Los alumnos tendrán mejor visibilidad de lo que están aprendiendo.

  1. Son excelentes para proyectar

Si en tu escuela o lugar de trabajo proyectan películas y no tienen dónde hacerlo, pueden utilizar la pizarra magnética de gran tamaño y la calidad será casi tan buena como si tuvieran una pantalla especial para ello. Esta es una manera en la que también pueden ahorrar dinero en recursos.

  1. Te ayudan a recordar

Si lo tuyo son las listas, la pizarra también es una excelente opción, pues puedes escribir todo lo que se te vaya ocurriendo que debes hacer para no olvidarlo y luego marcarlo, borrarlo o tacharlo mientras las vas cumpliendo. Así no se te escapará ni una sola idea de tu mente.

  1. Haz anuncios

En la oficina o aula puedes colocar anuncios importantes que todos deban saber y conocer para estar atentos o quizás la lista de los cumpleañeros del mes.

  1. Realiza prácticas:

Si estás estudiando matemáticas, química, física o asignaturas prácticas, utiliza una pizarra magnética y así podrás borrar los errores en caso de que los tengas.

Las pizarras y sus detalles y curiosidades
3.7 (74.85%) 66 vote[s]