La Plastilina

Casi todos los niños han jugado, al menos una vez en su vida, con un juguete llamado plastilina. Una peculiar masa de colores variados, que se puede amoldar a nuestro deseo y poseer el diseño que se nos ocurra. A continuación estudiaremos a profundidad ¿Qué es la plastilina?

Su origen

En la época medieval, se utilizaba arcilla para hacer escultura. Así fue como surgió la necesidad de un material que diera la posibilidad de ser maneable y esculpido a deseo de su artificie.

franz-kolbEl autor de este invento es del alemán Franz Kolb (Propietario de una farmacia que se ubica en Munich, Alemania) y de William Harbutt, un director de arte inglés.

Esto se dio en los años 1880 y 1889. En esa época, Múnich se había convertido en un centro de relevante actividad artística. Muchos amigos de Franz Kolb, se quejaban porque la arcilla no resultaba cómoda al momento de materializar algunas ideas porque cada minuto que transcurría, le daba más dureza a la masa y no permitía trabajarla con minuciosidad.

Así que Kolb vio la oportunidad de fundar un negocio. Entonces mezcló la arcilla, con pigmentos, ceras, aceites. Y a partir de allí fundó una empresa que vendió la plastilina como Kunst Modellierton, pero su nombre comercial fue “Plastilin”

William Harbutt era un profesor de educación artística que presentaba el mismo problema de los escultores alemanes. Así que mezcló calcio con gelatina de petróleo y elementos como la Coca Cola, así que en 1899 patentó la plasticina.

¿A dónde va la plastilina?

Una de las grandes curiosidades que uno se plantea al mirar la plastilina es saber a qué recipiente de reciclaje está destinado. Lo cierto es que la plastilina va en el recipiente amarillo porque es un plástico termoestable, como otros envases que deben ser desechados en recipientes de color amarillo

Uso de la plastilina

Aunque se crea que la plastilina solo la usan los niños, existen muchas opciones para usarla y darle determinadas funciones.

Por ejemplo, en las animaciones que utilizan Stop Motion, se usa la plastilina. Grandes películas como “el cadaver de la novia” de Tim Burton, “El Bravo Soldado Sveik “Pesadilla antes de Navidad y “Ratatouille” han sido hechas con plastilina, logrando un aceptable éxito que las ha tenido en la memoria cinéfila del mundo.

plastilina-juguetes

Otra de las funciones son los juegos de mesa, como el Cranium, un juego con varias tareas por hacer, como pintar dibujos, hacer imitaciones de personajes famosos, mímicas, canciones y otras.

Otros de los juegos exitosos han sido Rapidough, que trata sobre la Segunda Guerra Mundial y utilizan una simulación de soldados alemanes que dan malos resultados en sus acciones bélicas. Es un juego recomendable para aumentar las habilidades en las manos.

¿Cómo fabricar tu propia plastilina?

Internet ofrece la posibilidad de fabricar plastilina en casa. La siguiente receta utiliza dos tazas de harina, dos tazas de agua, dos cucharadas de aceite de oliva o de girasol, una cucharada de ácido tartárico que se compra en farmacias o tiendas reposteras y colorante alimentario.

Para fabricarla, se deben añadir todos los ingredientes en una cubeta y luego mezclarlo para calentarlo a fuego lento. Mientras que se está calentando, formará una pasta homogénea que incluye todos los elementos.

Luego la mezcla se debe dejar enfriar para ser mezclada y amasada con las manos para que tenga consistencia y textura. Ahora se debe colorear la masa formada, para ello se deben seleccionar los colorantes a usar y mezclarlos con la masa.

Es recomendable para los niños pequeños porque la plastilina casera contiene elementos que pueden ser ingeridos sin posibilidades de enfermarse.

Beneficios de la plastilina en los niños

Jugar con plastilina es una actividad que promueve la evolución de los niños, aumentando así su capacidad de concentración, por lo que el niño tendrá metas a corto y largo plazo, facilitando el proceso de lectoescritura. De esta manera los niños pueden relajarse en los momentos de nerviosismo.

Es una actividad que los expertos recomiendan en niños impulsivos, con mucha inquietud y que tienen déficid de atención. Es una actividad que no solo entretiene si no que también genera interés por el contacto físico y natural.

La plastilina industrial, de venta comercial, no está hecha para niños que tengan menos de tres años. Para esos niños, es recomendable utilizar plastilina casera que se hace con harina y agua. Al comprar plastilina industrial, los padres deben tener en cuenta que no esté hecha de un material tóxico y deben jugar con los niños, de tal manera que supervisen que no se la coman o se ahoguen con ella.

Es recomendable que se motive a los niños a que recojan las masas, laven bien sus manos y estén limpios después de jugar.

Algunas ideas para jugar con plastilina

Si aún no has jugado con plastilina, te hacemos la recomendación porque pasarás un rato divertido que estimulará tu imaginación. Por ejemplo, se pueden hacer figuras con diseños de animales, frutas, cosas.

Se pueden crear castillos o herramientas al estilo de Bob el Constructor, una serie televisiva hecha con Stop Motion y que determinó la televisión infantil de la década.

La creatividad puede ser estimulada a los niños y puede determinar sus aptitudes para otros quehaceres artísticos, como la pintura, la escultura y la fotografía. Sin duda, la plastilina es un elemento fundamental en el crecimiento creativo de las personas.

¿Por qué debería dejar que mi hijo juegue con plastilina?

La plastilina ha sido siempre una fiel aliada, tanto en el hogar como en la escuela. Es una herramienta atemporal y ampliamente preferida por niños de todas las edades. Este material favorece el aprendizaje, estimula la creatividad y trabaja la motricidad fina. Algunos podemos llegar a pensar que existen otros elementos que sustituyen los beneficios de este compuesto, y por ello nos preguntamos si nuestros hijos deberían jugar con ella. Es por esto que te indicamos las razones por las cuales debes considerarla como algo fundamental para el desarrollo de muchas de las capacidades intelectuales y físicas de tu hijo.

Fomenta el aprendizaje

1. Porque facilita el proceso previo a la lectoescritura.

Este material desarrolla en tu hijo la motricidad fina, puesto que debe utilizar sus manos y falanges hábilmente al recrearse, para obtener formas y texturas que él quiera lograr. De esta manera, se abona el terreno para que, llegado el momento de empezar a escribir, pueda sujetar correctamente el lápiz y proceda a trazar líneas para escribir letras y números, y además, pueda concentrarse mientras hace esta tarea.

2. Porque contribuye con el aprendizaje de la Geometría y las Matemáticas.

Una de las grandes ventajas de la plastilina es que permite que tu pequeño construya formas geométricas mientras juega y se divierte. Así, va comprendiendo líneas, proporciones, volúmenes, entre otros conceptos. Adicionalmente explora nuevas figuras, al unir dos o más formas para crear una nueva. También aprende a contar y a clasificar. Al jugar con la Geometría y la Matemática no podrá parar.

3. Porque aprende un poco de Ciencia.

Hazle preguntas cuando juegas con él. Formúlale hipótesis. Por ejemplo, al mezclar dos colores, ¿cuál es el nuevo color que se obtiene? ¿Qué sucederá si añadimos arena a la masa? De esta manera entiende los conceptos de causa y efecto. Es interesante ver cómo cambia el material cuando es manipulado con algunos ingredientes, y esto le hace observar y pensar cómo se sienten y cambian. Nosotros damos por sentado muchas cosas, pero para los pequeños es excitante observar cómo se transforma el material. Aprovecha la oportunidad para presentarle palabras nuevas, tales como textura, arenoso, hinchado, suave, etc.

Potencia el desarrollo de ciertas habilidades

1. Aumenta su capacidad de concentración.

Dado que el niño se esfuerza tanto en lograr su cometido, desarrolla la capacidad para concentrarse en una tarea específica, y además se pone retos a corto y largo plazo. Jugar con plastilina es especialmente beneficioso para niños que sufren de déficit de atención.

2. Coadyuva en la interacción social entre niños.

Cuando se encuentran en la escuela, o jugando en casa, los niños tienden a establecer contactos interpersonales entre ellos, en los cuales intercambian ideas, contrastan objetos, prueban diversas estrategias para obtener resultados, comparan sus logros, entre otros aspectos. Además, aprenden a trabajar en equipo, al ayudarse entre sí, y disfrutan de la compañía de otras personas. La interacción social es así mismo, fundamental para que tu pequeño se sienta competente en varias tareas. Por ejemplo, cuando él afirma “mira, sé aplastar la masa muy fina”.

3. Desarrolla la sensibilidad a los movimientos.

Tu hijo fortalece su sistema propioceptivo, ya que al entrar en contacto con esa masa que puede modelar a su antojo, su cerebro pondrá en práctica la posición y el movimiento de partes de su cuerpo entre sí. Tal vez el aspecto más relevante sea que desarrolla la coordinación entre ojos y manos para amasar, aplastar, cortar, enrollar, dar forma, entre otros movimientos, que le ayudará a pulir su destreza para escribir, dibujar, entre otros propósitos.

4. Fortalece los músculos de la mano.

Una de las propiedades de esta masa es que ayuda a fortalecer los músculos y tendones, logrando que tu pequeño esté preparado para manipular lápices, pinceles y tijeras más adelante, cuando inicie ciertas tareas escolares.

Beneficios a nivel psicológico

1. Genera un efecto tranquilizante.

Si tu pequeño sufre de estrés, o se encuentra nervioso, el manipular este material le generará alivio. Hasta para nosotros los adultos es recomendable. Tan solo piensa en algunos instrumentos como pelotas anti-estrés o cualquier otro artefacto que ayude a disminuir la tensión.

2. Ayuda a experimentar con libertad.

Puesto que este es un material seguro de manipular, el niño no tendrá miedo de dañarla, así que manejará este compuesto con toda confianza. El material facilita que el niño pueda hacer lo que quiera e imaginar infinidad de mundos. Por ejemplo, cuántas madres no hemos jugado con nuestros hijos y hemos modelado fruterías, parques, y hasta adornos para el árbol de Navidad.

Trabaja la expresión creativa

1. Nutre la creatividad.

El infante, al entrar en contacto con este blando y colorido material, puede pretender ser un escultor. Generalmente el niño espera reproducir los muñecos y personajes que están de moda y se esmera para obtener el mejor resultado. Con esta masa aprende los colores, experimenta con la mezcla de tonos y crea piezas que le demandan un gran nivel de concentración para el logro de una meta. A este respecto, es importante que tu pequeño cuente con tu apoyo y aprobación. Es vital que lo felicites cuando culmine sus obras. Así mismo, es preciso que lo animes para que realice creaciones más elaboradas.

2. Potencia experiencias sensoriales.

El niño no debe únicamente limitarse a recrearse en forma clásica con este material. Por sí solo ofrece grandes beneficios, sin embargo, se puede potenciar su uso combinándolo con otros elementos, tales como piedritas, cajitas, hojas de plantas y árboles, botones, conchas de mar, entre otras cosas para expandir toda su experiencia multi-sensorial. De esta manera, tu pequeño se compenetra con el mundo a su alrededor en una forma distinta. Esta actividad aumenta su imaginación, ya que experimenta con ideas, satisface su curiosidad, analiza y resuelve problemas. Este tipo de habilidades son cruciales para su éxito escolar.Así que ya ves. Este compuesto no tóxico es imprescindible en la vida de tu pequeño. Usa la plastilina como parte de su proceso de aprendizaje, y verás los resultados positivos que genera esta poderosa herramienta.

Puede que también le interese: La Arena Magica

Plastilina o pasta de moldear

La plastilina o pasta para moldear es un material plástico versátil de diferentes colores con el que todos -o casi todos- nos hemos familiarizado durante nuestra niñez o mientras cursábamos el preescolar.  Pero, ¿sabemos de qué elementos está compuesta? Esta pasta para moldear es el resultado de la unión entre vaselina, sales de calcio, colorantes, otros compuestos alifáticos, principalmente, ácido esteárico. 

Sabiendo los componentes que la conforman, podremos notar que esta idea surgió de una mente especializada en químicos y fórmulas: la de Franz Kolb. 

Franz Kolb fue un farmacéutico alemán, nacido en 1880. Él, también dueño de una farmacia en Múnich, se inquietó por la demanda de arcilla que existía en la ciudad, puesto que era una zona de arte y, la mayoría de sus amigos (escultores) se quejaban de que la arcilla -el material que usaban para sus obras- se secase tan rápido.

Esto llevó a Kolb a comercializar en 1887, junto a la empresa Faber-Castell, esta herramienta que, en parte, sustituyó la arcilla.  Aunque, muchos dicen que Kolb fue el creador de la plastilina, las historias siempre tienen una segunda parte. Se dice que, un hombre proveniente de Inglaterra es el creador de esta ingeniosa idea: William Harbut, quien dio a conocer su invención en 1897, con algunos ingredientes distintos a los que usó el alemán Kolb. Haya sido Kolb o Harbut, lo importante es que después de dos siglos, esta creativa herramienta sigue vigente tanto en los salones de clases como en los talleres de arte contemporáneo y existen infinidades de empresas que han versionado nombre o presentación.

Usos de la plastilina

La plastilina es un recurso de gran utilidad para diferentes proyectos, pudiendo usarse en diferentes ámbitos como el de: el cine, las artes plásticas y con fines terapéuticos, académicos y de entretenimiento.

Cine: En la animación cinematográfica, la plastilina, se ha convertido en una estrella infantil. Art Clokey (su nombre de pila es Arthur Charles Farrington), es un reconocido artista estadounidense pionero de las animaciones stop motion en las que las plastillina es el protagonista principal. Este tipo de animación es llamado plastimacion y, se usó por primera vez por Art Clokey en el cortometraje de tres minutos titulado Gumbasia (1955). 

Terapéutico: Esta masa maleable es una herramienta para tratamientos terapéuticos en niños. Su flexibilidad le permite a los pequeños pacientes con síndromes de hiperactividad aprender a concentrarse y a pautarse metas a cortos y a largos plazos. También los ayuda a desarrollar la motricidad fina y, en algunos casos, los tranquiliza. 

Académico: Los colegios suelen agregar esta masa colorida en la lista de útiles escolares de los infantes. Debido a que, a través de este material, los niños pueden moldear y exteriorizar lo que piensan y sienten y, además, les permite aprender con facilidad los colores.

Entretenimiento: A los chiquitos de la casa les encanta jugar y, ¿qué mejor que hacerlo con pasta de moldear? La suave textura y los colores son los perfectos acompañantes de los pequeños al momento de divertirse. Les permite dejar volar la creatividad y convertir las horas de juego en momentos para aprender a diferenciar los colores.

Marcas y colores de plastilina mejores para comprar

 La comercialización, a través de los años, ha permitido que este material sea vendido en todos los continentes del mundo, con los mencionados fines, pero ¿quiénes son las principales marcas que las expenden?

Existen diversas marcas que se han consolidado en los mercados mundiales, gracias a nuestra papeleria online barata puedes comprar toda esta recopilación:

JOVI plastilina en barra: Es una pasta moldeabale que pueden usar chicos a partir de los 3 años de edad. Son de peso ligero y cuenta con mucha elasticidad para que los niños puedan divertirse. La gama de colores que ofrece es amplia y puede trabajarse con moldes.

JOVI plastilla blanca de pasta para modelar: Es una pasta a base de arcilla que, sin necesidad de cocción, tarda hasta 24 horas en secarse. Al hacerlo, se puede lijar, pintar y barnizar. Tiene presentación de 500 gramos.

JOVI pastilla terracota de pasta de modelar: Pasta a base de arcilla y de color terracota que, simula a la perfección la arcilla, con la diferencia de que esta ¡no mancha! Seca a las 24 horas sin necesidad de meterlo al horno. Tiene presentación de 500 gramos.

JOVI plastilina y accesorios roja 340: Es un práctico bolso plástico transparente que contiene 12 pastillas de plastilina de diferentes tonalidades, 12 moldes, 3 modeladores y 1 rodillo.


FILA pasta para moldear color blanco: Pasta para modelar de color blanco que no necesita cocción. Se seca a las 24 horas y se puede pintar y rotular. Su textura es suave y permite realizar cualquier tipo de silueta. Existen con pesos de 500 gramos y de 1 kilogramo.

FILA pasta para moldear color terracota: Con un efecto similar al de la cerámica, esta pasta permite crear formas con gran facilidad. Seca al aire libre y admite que se le pinte o lime. Tiene presentaciones de 500 gramos y 1 kilogramo.

FILA pasta para modelar Be-bé 3 UD: Pasta elástica blanda ideal para niños menores de 3 años de edad. Fabricada con ingredientes no tóxicos y dermatológicamente aprobada le brinda a los pequeños momentos de diversión e imaginación. Contiene 3 pastillas de diferentes tonalidades y tiene un peso de 100 gramos.

Fila pasta moldeador a + accesorios Giotto Be-bé set 4 UD: Envase cubo que incluye cuatro pastillas de diferentes colores y accesorios para moldear. Es perfecto para chicos menores de 3 años de edad. Su peso de es 100 gramos.

FILA plastilina Giotto Patplume caja 12 UD: Esta masa extrasuave creada a base vegetal, permite gran flexibilidad para que los más pequeños pueda jugar con ella. Su principal atractivo es que es inodora y no mancha. Además, no se endurece con el frío. Contiene 12 coloridas unidades.

ALPINO plastilina 6 UD: Para consentir a los chiquitos de la casa, esta masa blanda ayuda a crear sus primeras obras artísticas. Contiene 6 pastillas, 10 rodillos y un molde. Trae guía pedagógica.

El mercado mundial está repleto de diferentes marcas, texturas y costos de toda la variedad de plastilinas o pastas para moldear, por ello, toma en cuenta las características para que puedas elegir la herramienta ideal para el desarrollo motriz y creativo de tus niños.

En esta pagina web puedes comprar material de oficina,

La Plastilina
5 (100%) 3 votes

Be the first to comment on "La Plastilina"

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*